Meigas, hogueras y sardinas: San Juan en A Coruña.

Este año vuelvo a Coruña a disfrutar de la Noche de San Juan, con este será el tercer año y seguro que volveré muchos más. Si no te importa oler a sardina, en sentido estricto, date una vuelta por esta ciudad el próximo sábado día 23 de junio.

Desde el mediodía la gente va cogiendo su sitio en las playas de toda la ciudad, en Riazor, la playa urbana más céntrica no cabe un alfiler a las 9 de la noche. Durante toda la tarde llega gente que toma posiciones para preparar la hoguera, la cena y el jolgorio. Algunos cercan sus posesiones para que nadie les invada, ya que a medianoche con la luz de las llamas hay que estar atento a demasiadas cosas.

Básicamente la gente viene con trastos de madera para quemar; sillas, mesas y lo necesario para preparar una barbacoa y las neveras de playa a tope . Principalmente se comen sardiñas, pero también carne a la brasa, etc. Si no vas preparado lo pasarás mal de ver las delicias que llevan otros.

Si no te apetece organizar tanto sarao, como es mi caso, sin problema. Toda la ciudad tiene el mismo aroma, pero lo mejor es dirigirse al casco viejo a degustar sardinas con pan de Carral, un mítico de la zona. Frente a los negocios de hostelería se montan planchas para asar el pescado en la misma calzada y se sacan las barras de cerveza a la calle. Toda la zona vieja está genial para ir picando, si te cansas de sardinas tienes el mejor marisco y carne para aguantar bien la noche hasta las doce que lanzan los fuegos artificiales. Una recomendación que no tiene precio: en la calle Rubine, se llama L´Argüei hay un bar que pone la mejor tortilla de patatas del mundo, la tienen normal, con chichos (carne picada adobada), con grelos. Yo no faltaré.

El espectáculo desde la playa es precioso, la arena y las rocas congregan a la gente que para asegurarse salud durante todo el año se bañará en el mar, uno de los rituales que acompañan esta fecha. Los fuegos son lanzados desde la Torre Obelisco Millenium siendo visibles en toda la bahía coruñesa.

Espero que el tiempo acompañe porque ganas no faltan, me sonrío pensando en lo divertida que es la noche más corta del año.

Anuncios